El Perú necesita de Fátima La verdadera penitencia que Nuestro Señor ahora quiere y exige, consiste, sobre todo, en el sacrificio que cada uno tiene que imponerse para cumplir con sus propios deberes.
CampañasTienda VirtualTesoros de la FeDonaciones


AbcAbcAbc

Autor: Antonio Borelli Machado

Fátima:
¿Mensaje de Tragedia o de Esperanza?

Actualizado con la revelación del Tercer Secreto


Materia siempre actual, el Mensaje de Fátima nos sorprende a cada momento como un elemento esencial de interpretación de la realidad contemporánea.


De ahí la urgente necesidad de que los católicos tomen conocimiento de él, en todos sus pormenores tan ricos en significado y consecuencias, a fin de que les sirva de luz que esclarece y brújula que orienta, en los turbulentos días que nos toca vivir. Así comprenderemos el sentido de tantos acontecimientos aparentemente sin sentido, que se clarifican y ordenan grandiosamente en función de las maternales palabras de la Santísima Virgen.


Nada puede ser, pues, más beneficioso en materia de apostolado en los días actuales, que propagar entre los católicos la resplandeciente y benéfica luz de Fátima. Por eso, es con verdadera satisfacción que la campaña El Perú necesita de Fátima presenta esta nueva edición de la obra de Antonio Borelli Machado, revisada y actualizada por su distinguido autor con recientes investigaciones.


Este conmovedor relato lo maravillará. En él encontrará una cautivante narración de las apariciones de la Santísima Virgen en Fátima, Portugal, en 1917. Descubrirá las verdaderas causas de la crisis actual de la familia, de la terrible degradación moral y del caos que invade al mundo.


De atractiva y fácil lectura, ampliamente documentado y con abundantes ilustraciones, ha recibido cartas de elogio de Cardenales y Obispos de la Iglesia Católica en todo el mundo. Es uno de los mayores éxitos de la literatura religiosa contemporánea.





También le puede interesar:

 


Conozca todas las publicaciones haciendo click aquí



[ Volver Atrás ]

Artículos relacionados

El Culto a la Santísima Virgen
Fátima, la gran esperanza
El Detente del Sagrado Corazón
El Milagro del Sol
El Cruzado del Siglo XX
Sermones de Esperanza
Lleve un ejemplar gratis (multifoliar 90 años)
Autocontrol, la verdadera llave del éxito
Opción preferencial por la familia
¡Adquiera aquí: "Rechazando El Código Da Vinci"!




Informe de sus aportes a la Alianza de Fátima ¿Necesita que alguien rece por usted? Advocaciones marianas en el Perú Suscríbase a nuestro boletín


Peregrinando
San Ildefonso de Toledo
Súplica junto al Pesebre
Fray Martín de la Caridad
Fallece redactor de la columna “La Palabra del Sacerdote”
La “ola celeste”: una ola celestial, una ola mariana
Presencia diabólica en el mundo de hoy
Los rostros de la Virgen en el Perú
Refinamiento y especialidad de la culinaria francesa
La Entronización del Sagrado Corazón de Jesús en los hogares
La Maternidad Divina
Insidiosa trama para disolver la familia
La Visita a los Monumentos - Jueves Santo
Múltiples y maravillosos atributos de nuestro Divino Salvador
¡Multitudinaria manifestación de fe!
El Santo Sepulcro: Una tumba vacía... llena de la presencia de Cristo
Visita de Mons. Schneider a Lima
Ideología de Género: Una persecución religiosa en ciernes
Un remedio eficaz contra la amnesia religiosa



 



Tesoros de la Fe


Nº 205 / Enero de 2019

San Ildefonso de Toledo
Paladín de la Virginidad de la Madre de Dios

Aparición de la Virgen a san Ildefonso, Bartolomé Esteban Murillo, 1655 – Óleo sobre lienzo, Museo del Prado, Madrid



Solicite aquí la visita de la Virgen Peregrina de Fátima




Santoral

15 de enero

San Mauro, Confesor

+584 d.C. + Subiaco. Hijo de un senador romano, a los 12 años fue entregado a San Benito para ser educado. San Gregorio Magno lo exalta por su amor a la oración y al silencio.








Ayude a difundir el mensaje de Fátima
Alianza de Fátima | Donaciones | Solicite visita de la Virgen | Tienda Virtual

Campaña promovida por la Asociación Santo Tomás de Aquino
Tomás Ramsey 957, Magdalena del Mar - Lima - Perú
..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... .....